China está desinfectando y destruyendo dinero en efectivo para contener el coronavirus

Coronavirus news.-Mientras el nuevo brote de coronavirus continúa afectando a China, el banco central del país ha implementado una nueva estrategia para contener el virus: limpieza profunda y destrucción del dinero en efectivo potencialmente infectado.



Las nuevas medidas, anunciadas por el Banco Popular de China el sábado, apuntan a contener la propagación del virus, oficialmente conocido como Covid-19. Todavía se desconoce mucho sobre el virus, que ha infectado a más de 71.000 personas en todo el mundo ha matado hasta ahora a unas 1.775 personas, la mayoría en China; el virus, al parecer, sobrevive durante al menos varias horas en la superficie, según la Organización Mundial de la Salud.

Esta es la razón por la cual los edificios en las áreas afectadas desinfectan regularmente los botones de elevadores, las manijas de las puertas y otras superficies comúnmente tocadas, y por lo qué las personas están preocupadas por el dinero en efectivo, que cambia de manos varias veces al día.

Todos los bancos chinos ahora deben literalmente lavar su efectivo, desinfectarlo con luz ultravioleta y altas temperaturas, luego almacenarlo durante siete a 14 días antes de entregarlo a los clientes, dijo el gobierno central chino en un comunicado de prensa el sábado.

El efectivo que proviene de áreas de infección de alto riesgo, como hospitales y mercados húmedos, será “tratado especialmente” y enviado de vuelta al banco central en lugar de ser recirculado.

Y en la sucursal de Guangzhou del banco central, estos billetes de alto riesgo pueden destruirse en lugar de simplemente desinfectarse, según el tabloide estatal Global Times.

Para compensar el suministro, el banco emitirá grandes cantidades de efectivo nuevo no infectado; En enero, el banco asignó 4.000 millones de yuanes (unos 573,5 millones de dólares) en nuevos billetes a Wuhan, la ciudad china donde comenzó el brote, dijo el comunicado de prensa del gobierno.

Otras medidas incluyen suspender las transferencias físicas de efectivo entre las provincias más afectadas, para limitar la posibilidad de transmisión de virus durante el tránsito del efectivo.

No está claro cuán “infectado” en realidad puede estar el efectivo en China: el virus probablemente muere después de unas horas en la superficie, especialmente si se eliminó con desinfectante. Y la mayoría de las personas en los centros urbanos no usan efectivo de todos modos: las aplicaciones de pago móvil son casi ubicuas.

0 Comentarios